octubre 19, 2009

Adiós al proletariado

Comentario Abierto
José Emilio Lobato Corrigeux

Excesos de dirigentes sindicales aparte o cacicazgos como se quiera llamar, el cierre de la Compañía Luz y Fuerza del Centro pudiera tener diferentes significados, el primero de ellos es la radical postura del actual régimen de eliminar todo aquello que huela a organización obrera, pues esto representa un freno al voraz proceso neoliberal de apropiar todas las actividades económicas en manos del estado a favor de los grandes capitales privados.

Por otra parte, refleja la carente capacidad de negociacion del Secretario de Gobernación que lejos de abrir los espacios de la negociación política y presentar ante la representación sindical el crítico diagnóstico económico de la paraestatal, lo que obligaba a suscribir un convenio de colaboración de la parte patronal con el Sindicato Mexicano de Electricistas con el fin de que moderaran en el futuro sus demandas salariales, dejó escurrir su impericia en el Secretario del Trabajo para evitar la toma de nota de la elección de Martin Esparza impulsando la candidatura de Alejandro Muñoz, esquirol del propio sindicato, maniobra política que desde luego no prosperó, quedando al descubierto su abierta intervención al interior de la vida sindical.

La incapacidad negociadora evidenció una mentira mas del “régimen del empleo” quien al cerrar por decreto al organismo público descentralizado haciendo pública su decisión de pagar la liquidación de alrededor de 44 mil trabajadores por un orden de 25 mil millones de pesos, mostró con ello contar con los recursos financieros que siempre a negado tener y que no han sido transferidos a los estados porque en su mayoría no están gobernados por su partido político, es a todas luces una aberrante demostración del subejercicio fiscal , atentatorio del espíritu federalista y demostrativo de un régimen fascista y reaccionario.

Por lo visto, el proceso privatizador del gobierno ultraderechista de Felipe Calderón pretende no dar marcha atrás y aunque la materia de trabajo permanece, no le importa dejar sin ingresos a miles de familias si con ello él asegura si situación económica, es el pago que recibirá por defender empecinadamente a los hombres de negocios y al capital trasnacional, vamos, le importa poco no ganar la sucesión presidencial, lo que le interesa es defender a la oligarquía financiera, como si no bastaran los 50 mil millones de pesos que año con año pagamos todos los mexicanos para mantener con vida a los banqueros pagando sus pérdidas aunque dicha cantidad no esté destinada a la prestación de servicios públicos.

El decreto del cierre de Luz y Fuerza del Centro es el primer mensaje que Felipe Calderón envía al sindicalismo mexicano entre ellos a Elba Esther Gordillo que por lo visto no le cumplió la cuota legislativa ofrecida, a Carlos Romero Deschamps quien evidentemente se entendió mejor con “Vamos Mexico” de Martha Sahagún de Fox, y a Víctor Flores del sindicato de ferrocarrileros sempiterno Jefe del Grupo de Choque del PRI, por decir sólo algunos es que pongan sus barbas a remojar porque la guillotina está bastante afilada.

No hay duda, solo existe un escenario para el panismo, bajo la consigna calderonista: …¡adiós al proletariado!.

Usted tiene la mejor opinion

lo-corrijo@hotmail.com

No hay comentarios: